domingo, 15 de marzo de 2009

Desgraciadamente

¿Vieron que la entrada anterior sobre las desgracias fue subido un viernes 13? No me había dado cuenta.
Ahora se confirma el apocalipsis: comienzo de clases, y no sólo las que tengo que dar yo, mis hijos también comenzaron las clases.
Roberto

1 comentario:

Gago dijo...

Yo empecé recién arrancado marzo, fue un baldazo de agua fría. Qué va a hacer, a usted al menos le quedan menos años para aposentarse, ja!